La concepció aristotèlica de la igualtat (Alicia García Ruiz).



En el modelo aristotélico la igualdad no se concibe de modo universal, sino restringido, y no guarda por tanto una equivalencia con la libertad, sino una sumisión. La igualdad aristotélica funciona dentro de los límite de una condición, la libertad, que constituye un determinado estatus social. La igualdad es una circunstancia subordinada al hecho de ser libre, un atributo de la posición social del hombre libre en la polis. Por tanto, estaría limitada a la forma de reciprocidad entre adultos masculinos libres. Por esta razón se producen las conocidas exclusiones a que da lugar el concepto de igualdad ateniense: no se trata de una igualdad universal, sino una igualdad condicionada, entre iguales que para serlo han de estar definidos previamente como libres. 

Alicia García Ruiz, Impedir que el mundo se deshaga, Los libros de la catarata, Madrid 2016

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Freud: la geneologia de la moral.

Zombificació.

Nòmades.