Entrades

El fracàs del liberalisme identitari.

Imatge
La energía moral que rodea la identidad tiene, por supuesto, muchos buenos efectos. La discriminación positiva ha reformado y mejorado la vida empresarial. Black Lives Matter ha captado la atención de todo estadounidense consciente. Los esfuerzos de Hollywood destinados a normalizar la homosexualidad en nuestra cultura popular han ayudado a normalizarla en las familias y en la vida pública estadounidenses.
Pero la fijación con la diversidad en nuestros colegios y en la prensa ha producido una generación de liberales y progresistas dotados de una inconsciencia narcisista de las condiciones exteriores a sus grupos autodefinidos, e indiferente a la tarea de conectar con estadounidenses de otros tipos. Desde una edad muy temprana se anima a nuestros hijos a hablar de su identidad individual, incluso antes de que la tengan. Para cuando llegan a la universidad muchos asumen que el discurso de la diversidad agota el discurso de la política, y tienen asombrosamente poco que decir sobre cuest…

La llei i la violència.

Imatge
... l’acte de soscavar les institucions democràtiques en abusar-ne davant les turbes de què es burlen no és modern del tot. És el que els aspirants a dictadors han fet sempre. (...)
Una vegada i una altra, en societats de tot el món, les normes civilitzades que ens protegeixen de l’anarquia i la violència re­sulten ser perillosament fines. Algunes persones poden estar més disposades que d’altres a la brutalitat, però els impulsos agressius poden ser activats amb sor­prenent facilitat. La petita gelosia o la ­cobdícia simple poden convertir ràpidament els ciutadans normals en agents de la barbàrie. (...)
Aquesta és la raó per la qual els tuits de Trump no són només jocs de paraules. Una vegada que els més alts representants d’una democràcia comencen a agitar la ­violència, la màfia se’n fa càrrec. Els Estats Units no són una excepció: arribat aquell punt, la democràcia morirà.
Ian Buruma, Coqueteig de Trump amb la violència, La Vanguardia 21/07/2017 http://www.lavanguardia.com/opinion/2…

No és possible separar el treball de l'alienació.

Imatge
Marx tenía razón. No es posible separar el trabajo de la alienación, de la explotación del tiempo de vida del otro: en la familia patriarcal, en la industria, en las nuevas formas de explotación que se llaman emprendimiento, que no son sino vueltas al capitalismo pre-industrial, donde se explotaba a los trabajadores y trabajadoras sin permitir su reunión en un espacio común. Tampoco, sin el orden jerárquico. Marx sostenía que el modelo de una empresa se había tomado del cuartel. No ha disminuido, sino aumentado la similitud. Las nuevas formas militares, de supuesto trabajo en equipo, de juegos de guerra que esconden una feroz competencia bajo una superficial colaboración, nos devuelven a su vieja reflexión. El trabajo por proyectos, que no es sino la vuelta del trabajo por obra frente al trabajo por tiempo. Que se presenta como avance en productividad, cuando no es sino retroceso que aprovecha la destrucción del poder de la asociación. Entre los siglos XIV y XV, gremios de numerosas …
Imatge
Manifiesto redneck es una denuncia del brutal clasismo que padece la clase trabajadora blanca estadounidense. En un clima ideológico dominado por la tolerancia postmoderna y el multiculturalismo, los blancos pobres de origen rural constituyen el último colectivo al que resulta aceptable estigmatizar. El desprecio hacia la basura blanca es el elitismo low-cost de quien no se puede permitir otras formas de discriminación y se ha hecho ubicuo en la prensa y la cultura popular. En ese sentido, Manifiesto redneck constituye un anticipo evidente de Chavs, el ensayo de Owen Jones, y otros análisis recientes del clasismo contemporáneo. La diferencia es, de un lado, que Jim Goad escribe en primera persona reivindicando su origen redneck y, de otro, que el trato dedicado a los jóvenes de clase trabajadora en Inglaterra es un modelo de integración y delicadeza comparado con el odio estadounidense a los blancos pobres. Los chavs son caricaturizados como personas vagas, violentas y lujuriosas, los…

Joves i política.

Imatge
La generación precaria, a pesar de estar capturada en el universo técnico conectivo, ha comenzado a rechazar la hipocresía de la izquierda neoliberal que la ha condenado a la precariedad y a los salarios de miseria en nombre del interés exclusivo del capital financiero. Pero me pregunto si en muchos casos los más jóvenes no manifiestan un desinterés total por la política por considerarlo un arte del pasado que no parece tener ya ninguna eficacia sobre el presente, reducido como está a ser un ritual de legitimación de los poderes financieros.
Franco Berardi (Bifo), ¿Es política la generación milenial?, el diario.es 07/07/2017 http://www.eldiario.es/interferencias/millennials-politica-precariedad_6_662543740.html

What is entropy? (vídeo)

Imatge

La "història" de Genie.

Imatge
Genie tan solo podía ver el cielo y una parte de la casa de los vecinos a través de una pequeña ventana. La casa entera estaba blindada con chapas de metal y la luz era escasa. Su propio padre la alimentaba y tenía prohibido emitir cualquier tipo de sonido. Si lo hacía, era golpeada brutalmente como castigo. Para dormir, la acostaba metida en una jaula de alambre. Su madre y su hermano también tenían prohibido salir de la casa pero estaban igualmente anulados y aterrados por aquella bestia humana que se paseaba por la casa con la pistola en la mano para intimidarles. Esta fue la vida de Genie durante once años aproximadamente. Una vida de privación sensorial y aislamiento social.
Pablo Herreros, Genie, la niña salvaje atada a una silla 11 años, Yo, mono 08/07/2017 http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/yomono/2017/07/08/genie-la-nina-salvaje-atada-a-una-silla.html