L'esquerra i la post-modernitat.




Lo que sí se ve en todas partes es que la gente ha perdido la confianza en la clase política. Los políticos son las personas en las que menos se confía en cualquier sociedad. ¿Por qué? Porque la gente sabe y ve que casi todo el mundo, con excepciones a la norma, está ahí para servir a sus propios intereses o los de los grupos de intereses. Hemos creado una sociedad kitsch en la que los grupos de intereses avanzan, los demagogos avanzan y también los temas que tienen que ver con la identidad. Y en este proceso, lo que estamos perdiendo son las nociones fundamentales. Todos somos parte de la humanidad y por tanto no deberíamos quedarnos reducidos a las identidades de género, a dónde hemos nacido, la familia, etc., porque todo eso solo son casualidades.

Mi padre fue un líder sindicalista. Yo nací en ese contexto, pero creo que la izquierda es una desgracia porque está actuando como una panda de tontos. En primer lugar, han sido bastante destructivos a la hora de reducirlo todo a temas sociopolíticos y dejando todos los asuntos espirituales. La gente no necesita solo pan para poder vivir. Es decir, las cosas materiales no son suficientes para dar sentido a la vida. La gente necesita amistad, necesita amor, libros… Necesita todo esto para ser un ser humano completo y la izquierda ha abandonado la cultura y la educación, y produjo esta noción de la posmodernidad en la que todo tenía que ver con nuevos valores. Fue con esto con lo que introdujeron la política de la identidad. Y es una pesadilla absoluta porque todo está relacionado con determinados grupos de determinadas identidades. Con una política de identidades lo único que haces es contribuir a hacer una sociedad más dividida y lo que hay que hacer es intentar aunar a la gente. Por ejemplo, las mujeres no van a aceptar ninguna forma de sexismo, porque tú no quieres ser reducida a tu identidad de mujer guapa, pero cualquier política de identidades te está reduciendo a esa identidad, y por tanto, si no aceptamos esto en cuanto al sexismo, ¿por qué lo hacemos para otra cosa? Porque tampoco quieres ser reducir a “persona negra”, o lo que sea.

Paula Corroto, entrevista con Rob Riemen: "Vivimos en el imperio de la estupidez", Letras Libres 03/06/2018

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Freud: la geneologia de la moral.