La ciència de la política.

Resultat d'imatges de la ciencia de la política


Sin ánimo de ser exhaustivo en absoluto, creo que puede ser útil enumerar algunos hallazgos sólidos, para que el lector se haga una idea de lo que da de sí el análisis sistemático de los fenómenos políticos. Con un conocimiento, aunque fuera solo superficial, de este tipo de regularidades, se evitarían muchos de los dislates de nuestro debate público.

  1. Las democracias no entran en guerra entre sí (tesis de la paz democrática): las guerras entre Estados siempre se producen entre dictaduras o entre dictaduras y democracias, pero nunca entre democracias.
  2. La democracia es indestructible en países que consiguen una renta per cápita superior a la de Argentina en 1976 o, de otra manera, Argentina en 1976 ha sido la democracia más rica en la que hubo una involución autoritaria.
  3. Las hambrunas solo se producen en países autoritarios, las democracias, incluso las muy pobres, evitan las hambrunas.
  4. Las guerras civiles no se producen en países desarrollados, en los que el Estado es poderoso y el coste de oportunidad de iniciar una vía insurreccional es elevado desde el punto de vista económico.
  5. Las democracias presidencialistas son más inestables que las parlamentarias. Aunque hay mucho debate sobre las razones de este hallazgo, no hay duda de que las democracias de los países presidencialistas duran menos por término medio que las de los países parlamentarios.
  6. El sistema electoral mayoritario tiende a generar bipartidismo. Este hallazgo, conocido como Ley de Duverger, establece una relación muy estrecha entre el sistema electoral y el sistema de partidos políticos.
  7. Las sociedades con mayores fracturas y divisiones internas tienen un mayor número de partidos políticos.
  8. Los países más desiguales y más heterogéneos redistribuyen menos. Si hay grandes diferencias de recursos o divisiones culturales dentro de un país, hay menos intereses comunes en la población y eso dificulta el reparto de la riqueza.
  9. Las democracias no producen ni mayor igualdad ni mayor crecimiento económico que las dictaduras. 
  10. Los países menos corruptos son países más desarrollados, más igualitarios y con ciudadanías bien informadas.
Todos estos hallazgos (y otros muchos que se podrían citar) son fruto de múltiples investigaciones que han requerido reunir datos comparados y analizarlos sistemáticamente mediante técnicas estadísticas. Por supuesto, no se trata de verdades tan sólidas como las que se establecen en algunas ciencias naturales. En las ciencias sociales siempre hay excepciones, los datos no tienen la precisión requerida y las regularidades observadas podrían cambiar. Pero aun reconociendo todo esto, se trata de un conocimiento más valioso que la mera opinión o la intuición basada en unas pocas anécdotas.

Ignacio Sánchez-Cuenca, La política y la ciencia política, infolibre 18/01/2017

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Freud: la geneologia de la moral.

Superpensament.