Aforismes sobre la majoria absoluta.


1- La mayoría es la conspiración de los muchos contra los pocos. Una persona decente cuando ve que pertenece a una mayoría tiene que salirse corriendo. Lo mucho vuelve tonto al particular. 

2- Una mayoría absoluta es igual que una monarquía absoluta. No se distingue un manto de votos de un manto de armiño. Pero España es un país de mayorías absolutas, que en teatro se llaman Fuenteovejunas. Lo que en épico parece justicia popular en prosa de calendario es masa devoradora. ¿Quién votó al comendador? Fuenteovejuna, señor. La mayoría silenciosa oculta un voto silencioso como otros sufren en silencio ese dolor que se alivia con Hemoal Forte. (Resulta extraño ponerse a escribir de política y acabar citando una pomada rectal).

3- La mayoría absoluta la tienen siempre los otros. Uno es compañía y dos son multitud. La mayoría absoluta es el subconsciente colectivo. El onirismo de la masa está hecho de sueños premonitorios, y cuando el Predictor se tiñe de azul en el cuarto de baño es que algo gordo va a pasar. Por la fila de Barcelona ya está el dominó completado: Merkel (seis doble), Rajoy (seis blanca), Mas (blanca pito), Duran (pito doble) y Trias (pito, pito, gorgorito). Lo cantaba Siniestro Total cuando nos tenían a todos con el alma en Vigo: más vale ser punk que maricón de playa, que traducido al planeta de los signos se pronuncia: prefiero llamarme Jordi a llamarme Mohamed. Lo chocante de esta preferencia es que saliera del democristiano Duran Lleida, que se llama Josep Antoni, pues todo el mundo sabe por qué en tiempos del hombre del rifle a tanta gente se le ponía el nombre de José Antonio. Nadie elige su nombre como nadie elige el ambulatorio que se va a encontrar cerrado.

4- Luis XIV lo dijo y los tuiteros lo saben: la mayoría soy yo, y por eso siguen en mogollón el Twitter de alguien que se hace llamar @masaenfurecida. Unos opinan que tuitea en serio y otros ven en él una caricatura tipo Martínez el Facha. El ultraderechismo de autor en España solo ha dado humoristas, desde Donoso Cortés hasta las figuras de Intereconomía, pasando por Federico, que tiene nombre de poeta fusilado por quienes dicen que eso de la memoria histórica no viene al caso. 

5- La mayoría absoluta es un pelotón de fusilamiento, porque la mayoría absoluta, a diferencia de Hacienda, no somos todos.

6- La mayoría absoluta, por ejemplo, no es toda la gente que está en Facebook, sino el fanático que consigue cerrarle a alguien el muro y el sistema que lo permite. La mayoría absoluta es una carta en blanco en manos de un cartero ciego. 

7- La mayoría absoluta no la forman todos los ojos del mundo sino una venda gigante en los ojos del mundo. 

8- De la mayoría absoluta hay que huir uno a uno, cada cual a su manera, como salían los rehenes del asalto al Banco Central: corriendo con las manos en la cabeza, en cuclillas como cosacos bailando, arrastrándose por el suelo guarro de La Rambla.

9- La mayoría absoluta condena a sus disidentes a la soledad absoluta.

10- (El) sentido del humor, que es el sentido común de la inteligencia, y un sentimiento de fracaso, de impotencia... ante la mayoría absoluta.

11- Porque la mayoría absoluta es el último refugio de los canallas, por parafrasear lo que decía Samuel Johnson del patriotismo. 

12- La victoria de la mayoría absoluta se celebra con un desfile de tambores y un solo de batería.

Javier Pérez Andujar, El último refugio, El país, 04/11/2011
http://www.elpais.com/articulo/cataluna/ultimo/refugio/elpepiespcat/20111204elpcat_11/Tes?print=1

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Percepció i selecció natural 2.

"¡¡¡Tilonorrinco!!! ¡¡¡Espiditrompa!!!"