La impossibilitat de la revolució.




¿Por qué creemos que ya no son posibles las revoluciones? Asumimos desde el escepticismo que hay reformas que resultan revolucionarias y revoluciones que terminan en nada; las democracias representativas ventilan la pulsión crítica del ciudadano, al mismo tiempo que las vacían de contenido, y creemos vivir en una permanente e ilusoria revolución donde las incertidumbres se han apoderado de nuestros sentidos, sobrecargados ya de estímulos y falsas expectativas.

Miguel Rodríguez Andreu, Seis revoluciones: las revoluciones de ayer y hoy, esglobal 18/10/2017

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Freud: la geneologia de la moral.

Zombificació.