"L'auto-explotació no té límits!" (Byung-Chul Han).

Byung-Chul Han

Los coreanos se han sentido aludidos por la tesis fundamental del libro (La sociedad del cansancio): la sociedad resultadista actual es una sociedad de autoexplotación voluntaria, y en adelante la explotación es posible también sin dominación. Corea del Sur es una sociedad agotada en estado terminal. Y es literal: en Corea se ve gente durmiendo por todas partes. En Seúl, los vagones del metro son como vagones-cama.

Cuando yo iba al colegio, en las paredes de la clase encontrábamos carteles en los que había escrito nociones como paciencia, diligencia, tec., los eslóganes clásicos de una sociedad disciplinaria. Hoy en día, el país se ha transformado en una sociedad del rendimiento, y esta mutación ha sido más rápida y brutal que en ninguan otra parte. Nadie ha tenido tiempo para prepararse para esta variante del neoliberalismo, la más dura de todas. De golpe, ya no es cuestión de necesidad o de deber, sino de "capacidad". Hoy en día las aulas están llenas de eslóganes como: "¡Sí, tú puedes!". En un período así, mi libro funciona como una contraposición. Puede ser precursor de una conciencia crítica, pero ésta está aún en sus albores. 

La ética del rendimiento es muy astuta, y por lo tanto de una eficacia devastadora. Voy a explicarle en qué consiste dicha astucia: Karl Marx criticó una sociedad regida por la alienación en provecho de un tercero. En el capitalismo, se explota al trabajador, y esta explotación en beneficio de un tercero se enfrenta con sus límites a partir de cierto grado de producción. Algo distinto ocurre con la auto-explotación a la que nos sometemos hoy en día. ¡La auto-explotación no tiene límites! Nos sometemos voluntariamente hasta que acabamos con nosotros mismos. Si fracaso, me responsabilizao a mí mismo de ese fracaso. Si sufro porque entro en bancarrota, yo soy el único culpable. La auto-explotación es una explotación sin dominación, puesto que es totalmente voluntaria. Y es debido a que se coloca bajo el signo de la libertad que se muestra tan eficaz. No hemos visto nunca formarse un colectivo, un "nosotros", que pueda levantarse contra el sistema. 

Ronald Düker y Wolfran Eilenberger, entrevista a Byung-Chul Han: "El deseo se alimenta de imposibles", La maleta de Port Bou, nº 12, julio-agosto 2015

Entrevista publicada en la edición francesa de Philosophie Magazine nº 88 (marzo de 2015)
Traducción del francés: Begoña Prat Rojo

Comentaris

Entrades populars d'aquest blog

Percepció i selecció natural 2.

The End.

El concepte porta ja una generalitat (Rafael Sánchez Ferlosio).